Manuel Bello destaca que en este modelo “la economía crece para todos y no se plasma ni se estanca en manos de unos pocos, sino que está en manos de muchas personas”.

El sector de cooperativas eléctricas celebró en grande con la inauguración del parque solar La Paloma, una planta fotovoltaica más grande del sur del mundo,  que contribuirá al desarrollo productivo de los agricultores de la zona.

Este acontecimiento fue destacado por Manuel Bello, presidente de la Cooperativa de Consumo de Energía Eléctrica de Chillán (Copelec), al afirmar que son bienvenidas “las empresas que quieran generar e inyectar al sistema interconectado. Por una razón muy simple: hoy la legislación ha ido en avance en cuanto a abrir la cancha para la generación de energía, algo que hace unos años atrás era impensado”.

De esta manera, cree que este parque se da en un ambiente idóneo para la distribución de energía, esperando que en el futuro “hubiese una cantidad importante de generación y de esa manera ayudar a la rebaja de la tarifa energética de Chile que es muy alta”, agrega.

El presidente de Copelec también valora que en el ámbito eléctrico es el gremio el que tiene que hacerse presente. “No somos iguales que la industria, nosotros estamos donde la industria no quiso estar”.

En ese sentido, apunta que se hace necesaria una legislación que proteja al sector. “Nosotros cumplimos una labor social importante que ayuda al Estado de Chile y que es proporcionar energía a los lugares más apartados. También hacemos una labor importante de asociatividad”, subraya.

“Un modelo exitoso”

Además de destacar los beneficios del proyecto, Manuel Bello analiza el futuro de las cooperativas, tomando en cuenta todos los sectores presentes a lo largo de Chile.

Al respecto, destaca que el cooperativismo es un “modelo exitoso, de repartida equitativa, donde la economía crece para todos y no se plasma ni se estanca en manos de unos pocos, sino que está en manos de muchas personas”.

Es por eso, recalca, se hace necesario “mirar hacia el futuro teniendo un sentido de asociatividad, porque eso le hace bien al país. A pesar de que somos un país angosto y largo, somos pequeños en densidad y habitantes. Entonces, para poder ser autosustentable en el tiempo y competitivos, vamos a necesitar la asociatividad, nos guste o no”.

El presidente de Copelec también valora la reciente creación de la Asociación Nacional Cooperativas de Chile, cuyo propósito es representar al sector ante los distintos actores, entidades públicas, privadas y sociales.

“Empezamos a caminar donde deberíamos haberlo hecho antes; hoy damos los pasos necesarios para que el cooperativismo sea escuchado, para que estemos sentados en las mesas de diálogo más importantes del país, porque también generamos importantes riquezas, no tan sólo para un sector, sino que para miles de asociados que pertenecen a las diferentes cooperativas de Chile”, subrayó.

Fuente: Emol